Cómo Exfoliar la Piel del Cuerpo


Cualquier día meto en una caja todas las cremas y potingues que tengo y los tiro a la basura.

Sí, me he levantado hoy con un pensamiento raro en la cabeza.

No estoy loca eh, es que, anoche leí que hay expertos, dermatólogos, y gente entendida en el cuidado de la piel, que ahora desaconsejan la exfoliación.

Ahora, cuando llevo años escuchando que si no exfolias no brillas.

¿Y por qué me mosqueo? Porque cada día leo una cosa distinta sobre el cuidado de la piel.

Lo mismo escuchas que si no exfolias, la piel no se puede regenerar y está apagada y marchita, como leo que la propia piel ya tiene sus mecanismos para desprenderse de lo que le sobra y no le hace falta nada más.

Cosa que por otra parte tiene sentido.

Yo siempre he pensado que el cuerpo, en general, es muy sabio y sabe lo que se hace.

Así que al levantarme y verme delante de mi estante lleno de productos para mi rutina he pensado; mi abuela solo se ponía Nivea y estaba divinamente.

De piel, me refiero.

Y yo, ya lo he dicho muchas veces, cuanto más reduzco mi rutina de skincare mejor veo mi piel.

Y es que de un tiempo a esta parte pienso que mezclar muchas cosas, poner varios activos a la vez, y usar 10 productos en una rutina no es muy bueno para la piel. Para mi piel. Cada una entiende la suya.

Pero, dentro de mi ignorancia, cada vez estoy más convencida de que es mejor usar un solo activo, el que mejor se adapte a lo que necesitas justo ahora, que usar 3 y que uno pise al otro y no hagan del todo bien su trabajo.

Sí, sé que hay algunos que van muy bien unidos y que a veces incluso se potencian, pero si estás centrada en quitar manchas y por eso usas retinol, ¿para que vas a poner también vitamina C? Es sensibilizar la piel a lo tonto y que ambos activos, al tener acción exfoliante, te irriten.

No sé si me estoy explicando porque ya te digo que estoy atropellada ahora mismo por todo lo leído, pero sé que tú ya me vas entendiendo.

El caso es que yo he tomado la decisión, después de haber leído a los que afirman que es bueno exfoliar y a los que no, de escuchar a mi piel y hacer lo que ella me diga.

En realidad, eso ya lo hago desde hace mucho, pero aunque tenga fundamento los que dicen que no hay que exfoliar la piel, yo, siempre que lo hago, veo mi piel muy mejorada. Sé que me lo agradece, y por eso he decidido que me voy a quedar a caballo entre una cosa y otra.

Voy a exfoliar pero voy a espaciar más en el tiempo cada exfoliación.

¿Es buena idea verdad?

Yo creo que sí.

Y el hecho de tener la piel sensible, haber sido una piel grasa durante años, y haber pasado ahora a una piel más normal, me ha hecho probar muchas formas y muchos productos, y sé cómo hay que exfoliar la piel de forma segura.

Lo de hacerlo de forma segura parece una exageración, pero no lo es.

Sé de chicas que se han hecho auténticos cristos en la cara por hacerlo mal, muy seguido, con productos muy fuertes, etc.

Hay que saber lo que se pone uno en la cara, que después te tiene que ver todo el mundo con ella.

Pero la piel de la cara y la del cuerpo son distintas, y por tanto hay que darle a cada una lo que necesita.

Yo sin ir más lejos, siempre tuve la piel grasa, y sin embargo, la piel del cuerpo la tengo más seca que el guante de crin del cuarto de baño.

Exfoliar la piel del cuerpo es otra historia, y sé que hay menos información sobre ello, así que voy a volcar todo mi poso de sabiduría en este artículo para explicarte cómo exfoliar la piel del cuerpo sin que se te caiga a tiras.

Porque aunque parezca más fuerte que la del rostro, también te puedes hacer daño si no sabes como hacerla.

Y en un próximo artículo, veremos cómo hacer la exfoliación de la cara.

Por eso te conviene suscribirte al blog, si no lo estás todavía, para que te llegue al correo mi contenido sino…, te lo vas a perder.

👉 ¿Qué es exfoliar la piel?

Básicamente es echar por el desagüe de la ducha todo lo que te sobra en las piernas y brazos.

No, la grasa, la celulitis y las cosas esas no se va así, ojalá, por el desagüe solo se va la piel muerta.

Es la forma de mantener tu piel impecable, hidratada y radiante, porque con la exfoliación se eliminan las células muertas, se promueve la regeneración de la piel y se acaba con las impurezas.

Como resultado, una piel mucho más suave y bonita.

🤔 ¿Cómo exfoliar la piel?

Cuando ya estés duchadita y limpita y con la piel húmeda, toma exfoliante con tus manos o con una manopla, y con movimientos suaves, en sentido circular, ve exfoliando en nalgas, vientre y caderas. Pasa luego a las piernas, empezando por los tobillos, y luego ve ascendiendo en dirección al corazón, igual que en los brazos y hasta llegar a los hombros.

La zona del pecho te recomiendo que te la saltes, el gránulo del exfoliante corporal suele ser más agresivo que el facial, así que vamos a evitar irritar esa parte. O exfolia con exfoliante del rostro que es más suave.

🍃 ¿Cómo exfoliar el cuerpo de manera natural?

En esta pregunta tengo tela para cortar 3 trajes.

Y es que pasa lo mismo que con si exfoliar es bueno o malo.

Siempre, siempre, siempre, se han usado mascarillas y exfoliantes caseros para exfoliar cara y cuerpo.

Yo si ir más lejos he probado el exfoliante de azúcar y el de sal, que han sido siempre como los exfoliantes estrella caseros, y los he mezclado con diferentes ingredientes como el aceite de oliva, por ejemplo. Mezclaba tres cucharadas de azúcar y dos de aceite de oliva y aplicaba dejado actuar unos 10-15 minutos.

Personalmente jamás he sentido ni mi piel del rostro ni mi piel del cuerpo afectada por usar estos ingredientes. Pero parece ser que no son muy adecuados para llevar a cabo una exfoliación.

Al menos el azúcar, ya que aseguran los expertos que favorece el proceso de envejecimiento de la piel porque daña las fibras de colágeno y disminuye su elasticidad.

La sal en cambio dicen que aporta minerales y elimina toxinas de la piel e impurezas de una forma más eficaz.

Así que yo he dejado de usar exfoliantes caseros, básicamente para no complicarme la vida, e intento comprar exfoliantes, siempre leyendo bien sus ingredientes, que no sean excesivamente agresivos y que hagan una exfoliación suave.

Si quieres probar a exfoliar con sal, que parece ser la forma más adecuada, usa sal gruesa, porque la fina no te va a servir. Y si tienes la piel seca, mezcla sal gorda con aceite de almendras o coco.

📅 ¿Cuántas veces a la semana exfoliar el cuerpo?

Yo sé, porque lo he leído y se lo he escuchado decir a expertos, que las células se renuevan cada 28 días, así que lo aconsejable es hacerlo cada 10 días aproximadamente. Obviamente, lo ideal es observar la piel y que sea ella la que te diga cuando lo necesitas.

Antes yo lo hacía cada semana, y ahora lo estoy haciendo una o dos veces al mes como mucho, porque siento que mi piel con esa cantidad va que se mata, y si hago más la altero. Así que ve probando y sobre todo observando lo que ella te dice.

🕘 ¿Cuál es la mejor hora para exfoliar la piel?

Si tenemos en cuenta que durante la noche la actividad de renovación celular es más alta y las células muertas se habrán amontonado en mayor cantidad sobre la piel, la mejor hora para exfoliar es por la mañana.

Yo no lo hago justo al levantarme, para qué te voy a engañar, porque soy más de ducha nocturna, y además me parece que por la tarde/noche siempre tiene una más tiempo de hacer estas cosas, pero si puedes, hazlo cuando recomiendan los expertos, por la mañana.

Sin embargo en la cara sí que suelo hacerlo recién levantada.

🏆 Mejores exfoliantes corporales

A modo de conclusión puedo decir que, aunque haya dermatólogos afirmando que no es del todo bueno exfoliar la piel, yo sigo pensando que es beneficioso por lo que veo en ella cuando termino. Tanto en cara, como en cuerpo, siento suavidad, elasticidad, bienestar, y tengo la sensación de que los productos que añado a continuación, hacen más efecto sobre la piel.

En el caso de la exfoliación corporal además se activa la circulación y por tanto se oxigena la piel.

También he de añadir que yo, que soy amante fiel de los autobronceadores, he comprobado año tras año como siempre que exfolio mi piel antes de aplicarlo, el bronceado me queda más uniforme, más bonito y es más duradero.

Cuando hay opiniones tras contradictorias es difícil posicionarse en un bando. Sobre todo cuando ambos bandos dan razones tan lógicas, así que, como dije antes, yo me voy a quedar a caballo entre las dos. No sé si será lo correcto, pero sí sé qué es lo que me funciona, que al fin y al cabo es lo que cuenta.

Y si te interesa mi opinión, para mí hay un exfoliante que deberías de probar, al menos una vez en la vida.

Aunque ya te digo que vas a hacerlo más de una vez porque exfoliar con Rituals es ir a una nueva dimensión de exfoliantes.

Yo creo que el resto de exfoliantes miran con desdén a Rituals porque saben que nunca serán tan buenos como él, por mucho que se esfuercen.

Y de entre todos los que hay, tienes que probar The Ritual of Hammam.

Basado en sal marina purificante con jengibre caliente y eucalipto refrescante.

Ahí es nada.

Purifica y nutre, y la piel termina suave y refrescada. Además, aporta sensación de calidez y reduce el cansancio y la fatiga al instante. Me atrevería a decir que hasta puede cambiar tu estado de ánimo.

Tiene un grano gordo, y si te gusta el olor a eucalipto, vas a entrar a un bosque lleno de ellos en cuanto entres en la ducha.

Es muy bueno también para usar en los pies, porque desinfecta y deja una sensación de frescor muy confortable.

Si después de este, te quedan ganas de repetir con algún otro, prueba Nuxe Revé de Miel, que como su nombre indica, tiene a la miel como protagonista, así que imagina cómo va a dejarte la piel.

Además de exfoliar tiene el poder reparador de la miel y de algunos aceites preciosos que forman un verdadero tratamiento 2 en 1: exfolia y nutre la piel.

Un exfoliante que sin duda te va a conquistar por su fragancia amielada floral y su textura bálsamo en aceite única, que envuelve la piel en un velo protector nutritivo.

Oferta
Nuxe - Exfoliante corporal nutritivo rêve de miel
  • Nuxe Reve Miel 175Ml
  • Los mejores productos para que te sientas bien contigo mismo.
  • Belleza y cuidado van de la mano para proporcionarte una sensación de bienestar única.

Y como no hay 2 sin 3, el tercero en discordia es un exfoliante natural, vegano y con packaging ecológico.

Bum Bum de Sol de Janeiro, un exfoliante que es todo un cóctel lleno de semillas de cupuaçu trituradas, cristales de azúcar y guaraná, que dicho así, te dan más ganas de beberlo en una copa que de aplicarlo en el cuerpo, pero por bien que huela, es exclusivo de uso corporal, y además es rico en cafeína.

El gránulo es ultrafino y algo brillante, y en su fórmula no encontrarás microperlas, pero exfolia suavemente, nutre y deja la piel extremadamente suave.

Aunque es así como muy tropical, puedes usarlo todo el año.

Y como ya sabes qué es, cómo aplicarlo y cuando, ya solo te queda elegir uno de estos 3 para empezar tu ritual de spa en casa.

Quédate atenta al correo que hablaremos de más exfoliación y de otros productos para el cuidado facial y corporal.

Si ya eres de mi tribu, gracias por estar por aquí.

Te espero también por redes sociales con mucho contenido beauty.

Pasa buen día.

Deja un comentario