Aceite anticelulítico de abedul de Lidl

Caer en la tentación de comprar productos para eliminar la celulitis es inevitable.

Es inevitable incluso en mi, que por suerte no tengo demasiado que eliminar y que soy prácticamente atea total en productos de este tipo.

Pero qué quieres que te diga, me gusta más embadurnarme en potingues que a un tonto un lápiz.

Esa sensación de placer al salir de la ducha aplicando una reafirmante, o un aceite, no me la quita nadie.

Aún así, soy muy escéptica en este tema.

Si ya me has leído otras veces sabes que para mí lo fundamental para lucir una piel sana y joven es la alimentación y el deporte. Y aún así, es casi imposible tenerla perfecta.

No me creo que ninguna crema -o aceite en este caso- haga milagros. Ni siquiera creo que sea una parte importante de su eliminación.

Entonces te estarás preguntando… ¿por qué sigues comprando?

Pues en primer lugar porque necesito saber de lo que hablo. En segundo lugar porque como ya te dicho, me flipa echarme cosas después de la ducha. Y en tercer lugar porque aunque sé que por sí solos no hacen nada, considero que son un aporte extra a una vida sana.

Es decir, para mí la alimentación sería el 70% de todo, el 20% es el deporte (aunque cada vez está más demostrado que incluso haciendo ejercicio a diario, salen estrías, celulitis, y todo lo que tenga que salir), y el último 10% son los complementos. Los masajes, las buenas posturas, la ropa, y por supuesto, las cremas.

No deja de ser un añadido más a las buenas costumbres, y si el producto es de calidad, obviamente, los resultados van a ser mejores.

Así que aquí me tienes para contarte cuáles son los ingredientes, uso, y resultado del aceite de abedul de Lidl.

aceite de abedul de lidl

🌿 Aceite anticelulítico de abedul de Lidl

Que los supermercados y sus marcas blancas clonan productos de cierto renombre está a la orden del día.

Ya hemos visto como poseen equivalencias en perfumes, o como sacan su propia línea de aceites, o productos íntimos como la copa menstrual a precios más bajos que sus antecesores.

En esta ocasión, y teniendo en cuenta que estamos sumergidas de lleno en plena operación bikini, me he fijado que Lidl cuenta con un aceite que me parece la versión low cost de uno de los más conocidos de Weleda, su aceite de abedul.

Yo probé el aceite de Weleda hace un par de años, ya que tuvieron la amabilidad de mandarme un par de botecitos de prueba.

El aceite de abedul es uno de los mejores remedios para combatir la piel de naranja y celulitis, ya que posee unas fantásticas propiedades para prevenir las bacterias y los hongos causantes de su aparición, y en eliminar la grasa de los nódulos de las células que forman el tejido graso causante de la celulitis. Además, reduce el dolor y las molestias que llegan a provocar en la piel.

Yo empecé a familiarizarme con el abedul tras leer un artículo de Lancaster en el que se afirmaba que, tras un estudio que consistió en plantar árboles de abedul alrededor de las carreteras más concurridas, disminuyeron los niveles de contaminación de la ciudad en un 50%.

Y no me extraña, porque de él salen vitaminas, aminoácidos, minerales, proteínas y antioxidantes que lo convierten en un imprescindible para el cuidado de la piel.

Además contiene potasio, sodio, calcio, magnesio, hierro, fósforo y zinc, y vitaminas de tipo B.

Tal y como vas leyendo más ganas te están entrando de probarlo, ¿verdad?

¡Lo sabía!

Pues si te parece vamos a ver todo lo interesante que tiene el aceite de abedul de Lidl.

🙋 Mi opinión

De la textura no tengo nada que decirte porque me imagino que intuirás que siendo un aceite es aceitosa. Así que poco más que añadir. Bueno, sí. Es aceitosa pero no grasa.

Algunos aceites (como el de almendras de Mercadona), es bastante grasiento, y eso no suele ser muy agradable, sobre todo si la piel es mixta/grasa.

Yo lo definiría más bien como un aceite seco, y no temas porque se absorbe estupendamente dejando la piel muy hidratada.

El olor lo describiría como algo ligeramente cítrico, pero suave, sin llegar a molestar.

El aceite se presenta en formato cristal -lo más adecuado para un aceite- y viene con dosificador, así que punto súper positivo porque ayuda a sacar la cantidad apropiada.

En cuanto a eficacia pues tengo poco que decir.

En mi opinión, es un aceite que ayuda a nutrir y tener la piel suave y reconfortada, pero no veo que tenga función anticelulítica.

Como decía al empezar, este tipo de productos son un complemento para tener la piel en buen estado pero no para eliminar la celulitis, tan complicada de erradicar.

Ya sabes que mi recomendación es llevar una vida lo más sana posible.

Y ni aún así podrás olvidarte de ella, y habrá momentos más propensos que otros a padecerlas. Pero solo así podrás combatirla. El aceite de abedul por si solo, no va a solucionar el problema.

A su favor decir que su composición está repleta de sustancias naturales, y eso ayuda a que se convierta en un hidratante perfecto para la piel, sobre todo si está muy seca.

Te recomiendo que lo uses recién salida de la ducha, tipo aceite Johnson’s, con la piel un tanto húmeda, y vayas dando un masaje, de abajo hacia arriba, para ayudar a la circulación.

¡Por cierto!

Cuando estés te duches, al final, ve subiendo de los tobillos hacia los muslos con el agua, lo más fría que puedas aguantar, y repite varias veces. Es un buen truco para activar la circulación, calmar la pesadez, y evitar varices, celulitis y demás problemas.

🔬 Ingredientes

HELIANTHUS ANNUUS SEED OIL, PRUNUS ARMENIACA KERNEL OIL, ORBIGNYA OLEIFERA SEED OIL, PERSEA GRATISSIMA OIL, PRUNUS AMYGDALUS DULCIS OIL, GLYCINE SOJA OIL, PARFUM, BETULA ALBA LEAF EXTRACT, ROSMARINUS OFFICINALIS LEAF EXTRACT, CALENDULA OFFICINALIS FLOWER EXTRACT, UBIQUINONE, TOCOPHEROL, BENZYL ALCOHOL, CITRAL, LIMONENE, LINALOOL, CITRONELLOL, GERANIOL, BENZYL BENZOATE.

La formulación tiene pocas pegas.

Contiene 6 aceites que son los que potencian esa hidratación a la piel, y los marcados en amarillo son sustancias identificadas como alérgenos de contacto.

Las sustancias naturales perfumantes (aceites esenciales y extractos de plantas), así como las sustancias sintéticas, pueden tener una dimensión alérgica. Además contiene perfume y alcohol, pero en rasgos generales, la composición es bastante aceptable.

Pero me gustaría hacer un inciso para que no te lleves a equívoco.

El aceite de abedul no existe como tal. El abedul es un extracto, no un aceite.

Lo que pasa que como reclamo queda muy bien poner oil, pero no lo es. Puede que no esté dicho a mala intención para engañar, puesto que está diluido en muchos otros aceites y se pueden permitir el lujo de ponerlo pero ten presente que está diluido, no es aceite.

➡️ Alternativa

WELEDA - Aceite Anticelulítico
Lidl
Weleda
Cantidad
100 ml.
100 ml.
Color
Amarillento
Amarillento
Aroma
Muy suave
A aceites esenciales
Formato
Cristal transparente con dispensador
Cristal oscuro sin dispensador
Aceites
6
3
Resultados
Anticelulítico reafirmante
Previene y mejora la celulitis
-
Lidl
Cantidad
100 ml.
Color
Amarillento
Aroma
Muy suave
Formato
Cristal transparente con dispensador
Aceites
6
Resultados
Anticelulítico reafirmante
-
-
WELEDA - Aceite Anticelulítico
Weleda
Cantidad
100 ml.
Color
Amarillento
Aroma
A aceites esenciales
Formato
Cristal oscuro sin dispensador
Aceites
3
Resultados
Previene y mejora la celulitis

El aceite de abedul de Lidl y el de Weleda son dos aceites bastante parecidos en prácticamente todos los aspectos.

Tanto uno como otro se absorben rápidamente y tienen un color amarillo muy similar.

Las diferencias aparecen en el aroma, que el de Weleda es más potente y el de Lidl es muy sútil, y en el envase, que pierde puntos Weleda frente a su clon ya que no dispone de dispensador. Cosa que para mí, es un gran punto a la hora de decantarme por uno u otro.

Si pasamos a sus ingredientes vemos que el INCI de Weleda es el siguiente:

PRUNUS ARMENIACA KERNEL OIL, SIMMONDSIA CHINENSIS (JOJOBA) SEED OIL, TRITICUM VULGARE GERM OIL, FRAGRANCE, BETULA ALBA BARK/LEAF EXTRACT, RUSCUS ACULEATUS ROOT EXTRACT, ROSMARINUS OFFICINALIS LEAF EXTRACT, LIMONENE, LINALOOL, GERANIOL, CITRAL.

Posee 3 aceites menos que el aceite de abedul de Lidl y comparten PRUNUS ARMENIACA KERNEL OIL y ROSMARINUS OFFICINALIS LEAF EXTRACT.

A priori con la información que te he dado, puedes pensar que me quedo con el aceite “clon” porque tiene más aceites y me gusta más el envase, pero te has equivocado.

Bueno, yo he sido la que te ha podido llevar al equívoco, pero te explico por qué me quedo con Weleda.

El hecho de que tenga más aceites el de Lidl no lo hace mejor. Son aceites hidratantes, y por tanto da igual que tengan 3 o 20, la función va a ser igual. Y a pesar de que el envase de Lidl me gusta muchísimo más, el de Weleda es oscuro.

Si me lees con frecuencia sabrás que los aceites guardan mejor sus propiedades en cristales opacos, y el de Lidl es demasiado claro.

Además, hay algunos ingredientes de él que suprimiría. Weleda solo tiene 2 sustancias en amarillo. Y cuando nos referimos a aceites, yo los prefiero lo más naturales posible, así que no me convence demasiado la cantidad de ingredientes. Para mí, cuantos menos lleve mejor.

Eso sí, si quieres un clon bueno y barato, es sin duda el de Lidl es la mejor opción. Pero si usas de forma frecuente los aceites, el de Weleda te va a gustar más.

Otros contenidos que te pueden interesar:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Deja un comentario

 

Ofertas de hasta el 70% en maquillaje y cosméticos

No te pierdas ninguna en mi canal de Telegram